La catástrofe hídrica se avecina en Europa. Consecuencias que devienen de no tomar acciones frente al cambio climático y la falta de mantenimiento al sistema de abastecimiento de agua potable fueron advertidas por la Comisión Económica de las Naciones Unidas para Europa y la Organización Mundial de la Salud (OMS) para una tercera parte del continente.

Durante los debates intergubernamentales que sostuvieron la semana pasada en Ginebra -de cara la COP27-, las agencias advirtieron que para la década de 2070, 35% de la superficie de la Unión Europea estará atravesando por la escasez y el estrés hídrico, afectando la vida de uno 44 millones de habitantes.

En Hungría, Países Bajos y España ya han implementado medidas para garantizar el suministro y la calidad del agua en sus territorios. Por ahora, las consecuencias del estrés hídrico las experimentan de primera mano quienes habitan en Centro y Sudamérica, principalmente en zonas cercanas a la explotación minera o a monocultivos aguacateros. Para Europa, ahora ese destino no está muy lejos tampoco.

Periódico El Mosquito

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Instagram